domingo, 23 de marzo de 2008

Viernes santo


¿Quién estaba en La Plata el viernes? Sí, yo.

El plan era el siguiente:
1) Visitar a una amiga en City Bell.
2) Escalinatas del pasaje Dardo Rocha con motivo de una colgada de poesía, que involucraba a otro amigo.
3) Cierre de la noche en el Centro cultural Islas Malvinas con Flopa y Juan Ravioli, ¡en formato acústico!

Nunca pude salir del 1 porque para las 18 hs una tormenta de viento, granizo y lluvia azotó la ciudad, y los vidrios de la casa donde estaba. IMPRESIONANTE. Sino pregúntenle al pobre Tiziano que despertó de su siesta un poco asustado con semejante bombardeo. El temporal nos dejó en un estado de alerta, sin luz, ni TE ni Agua. La pasé muy bien de todos modos.
El pequeño Tiziano, aunque luzca unos rizos dorados propios de un angelito, es el demonio en personita. Debo admitir que logró comprarme, es que como todo demonio posee un poder de seducción al que no pude resistirme. El mocoso supo usar a la perfección su sonrisa para decir "Titi, titi" abrazarme a la altura de las rodillas, parte de mi cuerpo que alcanzaba, para luego extender sus manos en un acto que no permitía otra cosa que alzarlo. Así toda la tarde y noche. Eso sí me di el gusto de tocar la guitarra y jugar con varios artefactos interesantes, entre ellos unos Backyardigans.

Hoy cuando me enteré que el recital en el Islas Malvinas se había hecho me enfadé mucho, pero era imposible ir. Todo era un gran kaos. Por suerte tome una buena desición el sábado a la noche (hace un rato nomás) y del enfado pasé al disfrute. Luego cuento.

3 comentarios:

Gardagami dijo...

See here or here

cr dijo...

Queda pendiente:

Sábado Santo con el hermoso primer show en vivo de Gabo Ferro. Tengo audios en buen estado!

Domingo Santo: noche indie, indie.

cr dijo...

La incoherencia temporal del último párrafo se debe simplemente a que nunca sé cuando acaba el día, o en que momento del día estoy viviendo. Sepan disculpar.